Tres hamburguesas de Mr. Jack que DEBES comer

Cuando conocí “Mr. Jack” dije que era la mejor hamburguesa que he probado. Eso no ha cambiado. El lugar, donde abunda el queso cheddar y el tocino típico de las preparaciones norteamericanas, se ha convertido en restaurant “de culto” para aquellos que disfrutan de las buenas y abundantes preparaciones.

Su sabor único es lo que ha diferenciado a “Mr. Jack” de las otras hamburgueserías que intentan emular el “sabor gringo”, lo que ha propiciado la aparición de nuevas sucursales.

Como gran fan de éste, les dejo mis tres hamburguesas favoritas del lugar:

Mr. Fred

Le tengo mucho cariño a esta hamburguesa porque fue la primera que probé en Mr. Jack. Además de la carne de 200 gramos, tiene ingredientes clásicos de las preparaciones americanas: queso cheddar, tocino, pepinillos y cebolla morada. Pero eso no es todo, a lo anterior se le suma un perfecto hu
evo frito que va sobre todo lo demás. Basta romper la yema para que ocurra la magia.

Mr. Rod

Por mucho que la ame, no soy muy amigo de la palta en las hamburguesas. Sin embargo, en este sándwich la valoro y disfruto al máximo. La Mr. Rod viene con palta en láminas perfectamente cortadas, las que se mezclan en forma única con el queso cheddar y la salsa BBQ. Además, incluye palmitos en rodajas que le dan un toque fresco y exquisito a la preparación.

Mr. T

Si apenas puedes comer una de las anteriores, no recomiendo ir por ésta. Al parecer, es sólo para estómagos entrenados. La Mr. T es la oferta de hamburguesa doble de Mr. Jack. 400 gramos de carne en total, sumado a dos tipos de queso (mozarella y cheddar), tocino horneado, cebolla morada y pepinillos. La perfección hecha hamburguesa, la comen los domingos en el cielo.