Mamut se consagra con sus apetitosas hamburguesas

Deseando primeramente que cada uno de nuestros lectores tenga un tremendo 2014, y luego de haber disfrutado con las especialidades culinarias que se preparan en esta fecha,  procedo a lo que nos convoca.

Estoy muy lejos de asumir una dieta sana para equilibrar los kilitos de más que se adquieren en estas fiestas, así que siguiendo mi instinto carnívoro es que llegué hasta el restaurante Mamut (local de Nueva Providencia con Pedro de Valdivia) donde me zampé una Buffalo Burger, que consta de hamburguesa al grill, con una buena cantidad de palta, mayonesa, tomate, cebolla morada, lechuga y pepinillo. Todo acompañado de unas ricas papas fritas con un toque de pimienta.

De sabor estuvo muy buena y quedé súper conforme con lo que pedí. De tamaño anda acorde a las hamburguesas que sirven en otros restaurantes. Eso sí, para quienes andan con hambre voraz, les recomiendo revisar la carta, porque hay otras opciones más monstruosas.

En cuanto a los precios, ésta me costó $4.690 y la bebida $1.690. La gran ventaja que ofrece Mamut es que puedes rellenar el vaso de bebida cuantas veces quieras sin tener que pagar de más. Por precio, calidad y servicio, lo recomiendo sin dudar.